El mito

El mito

El mito de la mitocondria,

 

Llegado el punto en un ápice,

Desconsuelo del espacio tiempo,

Concentración del suspiro,

Caída del imperio,

Mas el viento lo llevó hacia donde se movía ese día,

Y se cambió en trazo,

 

Sembró el soplo,

Y se produjo la alteración.

Confundiose la comprensión,

Nació la mitocondria,

Bello ser que comienza a responder sin voz sin palabras sonidos sordos llenos de aire.

He aquí la importancia de que ocurra el inesperado movimiento, y que el punto ceda su existencia al trazo, y a su vez el trazo sea inspirado a seguir hacia la forma, y cada vez que sople el viento, de la respiración, siga moviendo la forma, y lo que nace entonces crecerá.

Comparte esto: